lunes, 31 de marzo de 2014

Haiku de sal



Solo hay un mar,
solo uno; el resto,
agua salada.

©texto y fotografía JAVIER VALLS BORJA
marzo 2014

sábado, 29 de marzo de 2014

Noche de san Juan



Te sientas frente al mar
y tus ojos negros son verdes
porque lo reflejan,
y son azules cuando miran al cielo,
y brillan en rojo y amarillo
ante el fuego de san Juan.

Y aún en la negra noche
iluminan reflejando estrellas,
Sirius, Altarf, Aldebarán.

Y tu boca es roja como la sangre,
aún más después de besar su boca,
roja como la sangre roja
que late por tus arterias
llevando oxígeno a cada uno
de los capilares de tu piel,
que se eriza al contacto
de sus labios.

Y te sumerges en la luna
reflejada en el mar,
desnudo de ropa y tabúes,
de miedos y pudores,
y el agua tibia te acoge
cual útero amoroso
que te renueva.
Y tú sabes que algún día
volverás a ella para quedarte,
pero que aún quedan
muchas olas por romper.

La vida está a las puertas.

Entra.

©texto JAVIER VALLS BORJA
marzo 2014
©fotografía Chema Concellón (fuente flickr), publicada bajo una licencia Creative Commons

martes, 25 de marzo de 2014

Mediterráneame



                                              Lléname de azul, de brisa fresca, de olor a mar,
                                              de calles regadas por las mujeres al atardecer.

                                              Lléname de mar, de sal, de sol,
                                              de espuma de mar,
                                              de mar verdemar,
                                              de cielo estrellado,
                                              de sombra de higuera
                                              y de parras frescas.
                                              Lléname de ojos negros
                                              y piel morena.
                                              De luz de oro
                                              y frutas de miel.
                                              De palmeras al viento (de levante)
                                              de olor a azahar.
                                              De humo de leña,
                                              de hogueras de san Juan
                                              de estruendo de cohetes
                                              y música de banda.

                                              Lléname de Historia,
                                              de arte, de pasión.
                                              De historias a la fresca,
                                              o junto al fuego invernal.

                                              Lléname de tradición,
                                              superstición,
                                              religión,
                                              mitología.

                                              Lléname de Europa,
                                              de África,
                                              de Asia,
                                              de islas blancas,
                                              de cúpulas azules,
                                              de viejas de negro,
                                              de noches de verbena,
                                              de sangre caliente.

                                              Lléname de vida,
                                              mediterráneame.

©texto JAVIER VALLS BORJA
noviembre 2010
©fotografía  Katri Niemi (fuente flickr), publicada bajo una licencia Creative Commons

viernes, 21 de marzo de 2014

Haiku de los ojos tristes



Bella sonrisa
que desmienten los ojos,
tristes y verdes.

© del texto JAVIER VALLS BORJA
marzo 2014
© de la fotografía nomenombres (fuente flickr), publicada bajo una licencia Creative Commons

Del desamor y otros demonios



Y vendrán días aciagos;
el verde se agostará
en la canícula inmisericorde del desengaño,
y la existencia devendrá de nuevo
en un mero pasar la no vida,
prolongando un triste no morir.

Y cuando mires el mar
y no veas en él más que agua,
el cielo dejará de ser azul celeste,
ocluido por la sucia calina que ahoga el aire,
como un velo de plástico sucio
que te asfixia sin matarte.

Y el amarillo ya no será el color del sol,
sino el del fuego que todo lo arrasa
y que una vez extinguido
no deja más que negro a su paso,
mas no el negro de una noche cuajada de estrellas,
sino el de las insondables simas
de la más profunda desesperanza.

Ni el rojo será más el color de la pasión,
ni de las rosas rojas,
ni de la sangre viva,
ni de los labios encendidos
por el frenesí de los besos.

Y a esa sucesión de días ominosos
la seguiremos llamando vida,
pero no lo será,
porque la vida es luz,
es aire fresco,
es color,
es calor cuando hace frío afuera,
y es risa,
y llanto de emoción,
y rabia por las injusticias,
y hambre de amor.

Y sin amor
ni rabia
ni emoción
ni llanto
ni risa
ni calor
ni color
ni aire
ni luz,
no hay vida posible,
por mucho que sigas inspirando oxígeno
y exhalando dióxido de carbono,
porque respirar no es vivir
y para ser no basta con existir.

© del texto JAVIER VALLS BORJA
marzo 2014
© de la fotografía RobBarbero (fuente flickr), publicada bajo una licencia Creative Commons

jueves, 20 de marzo de 2014

Haiku del mar



Lecho líquido,
que me abocas a los
sueños húmedos.

© texto y fotografía JAVIER VALLS BORJA
marzo 2014

martes, 18 de marzo de 2014

Haiku de las olas



Rompen las olas
para volver a ser mar,
infatigables.

© del texto JAVIER VALLS BORJA
marzo 2014
© de la fotografía idlphoto (fuente flickr), publicada bajo una licencia Creative Commons

lunes, 17 de marzo de 2014

La mar (una apología del Mediterráneo)



Bordean tus orillas ciudades de colores —turquesa, naranja, verde— que se miran en ti cual Narciso enamorado de sí mismo, pero ellas no perecen víctimas de su propia belleza, sino que la acrecientan para seducirte, para que las sigas besando con pasión y les sigas regalando tu influjo, tu magia, tus excesos, tu temperamento. Ciudades mil veces destruidas y vueltas a levantar sobre sus inamovibles cimientos.

No eres un mar; eres el mar.

Mar fenicio, mar de vino, mar de risas, de alegrías, escenario de las más grandes tragedias, fautor de odios enconados, instigador de amores irrenunciables, mar de aceite, mar de fuego, mar de amor. 

De amor.

Y los que te amamos estamos condenados a vociferar eternamente, a llorar por la belleza, a reír con todo el cuerpo, a amar la música y la vida, a sentir más que nadie, a gozar como si cada uno fuera el último día de nuestra vida.

Y estar a tu lado es estar en casa. Eres el hogar. Eres un mar madre. La mar.

Y eres azul, y eres verde, y eres gris en los días terribles de tormenta, y eres blanco cuando rompes en la orilla bañando mi cuerpo, que algún día será tuyo.

Y eres arte. Y parte. Y das vida. Y la quitas.

© del texto JAVIER VALLS BORJA
marzo 2014
© de la fotografía Ppernias (fuente flickr), publicada bajo una licencia Creative Commons

domingo, 16 de marzo de 2014

Haiku imperfecto



Mediterráneo,
mar de ojos verdes;
que me da la vida.

© del texto JAVIER VALLS BORJA
marzo 2014
© de la fotografía Ppernias (fuente flickr), publicada bajo una licencia Creative Commons

jueves, 13 de marzo de 2014

Lo que no ves



Prefiero ser anónima raíz, retorcida, oscura y sin gracia, antes que una bella rama, henchida de flores hermosas o doblada por el peso de sabrosos frutos, pero siempre expuesta a los elementos, a los vándalos, a las podas, y dar vida y sostén al árbol, y verde a las hojas, aún desde donde no me ve nadie, ni nadie me reconoce.

© del texto JAVIER VALLS BORJA
marzo 2014
© de la fotografía poolerpeach (fuente flickr), publicada bajo una licencia Creative Commons

sábado, 8 de marzo de 2014

Excalibur



HAIKU

En mi Ávalon
Excalibur es mía.
¡Soy invencible!

© del texto JAVIER VALLS BORJA
marzo 2014
© de la fotografía No² (fuente flickr), publicada bajo una licencia Creative Commons